Propiedades y beneficios del ácido hialurónico

Acido Hialurónico Urban Care

El agua es imprescindible para la vida. Forma parte del cuerpo humano (70%) y de todos los seres vivos. Una gran parte se encuentra en el interior de las células y el resto circula en la sangre y en los tejidos. Sin embargo, el cuerpo pierde agua diariamente por medio de la transpiración, las lágrimas, la orina… Y esto debe controlarse ya que sin agua nuestro cuerpo dejaría de funcionar correctamente ya que es necesaria para muchas funciones.

Por este motivo, nuestro cuerpo debe estar bien hidratado. ¿Cómo? El cuerpo no obtiene agua solamente de las bebidas y la alimentación (frutas, verduras…). Nuestra piel también necesita estar correctamente hidratada para mantener la barrera cutánea y lograr que el agua se retenga en su interior. Y es que el grado de hidratación afecta a las propiedades del manto hidrolípidico de la piel, responsable de mantener nuestra flora cutánea en condiciones optimas, y evitar que bacterias oportunistas puedan dañar nuestra salud. Cuando no tenemos suficiente hidratación, la piel puede presentar varias alteraciones tanto en dermis como en epidermis, por ejemplo: descamaciones, tirantez, pérdida de densidad, arrugas superficiales, sensibilidad, etc.

La importancia del ácido hialurónico

En nuestro organismo existe de forma natural ácido hialurónico. Se trata de una macromolécula que forma parte de la estructura de numerosos tejidos y órganos, y también actúa como agente lubricante de las articulaciones. Se característica por su gran capacidad para atraer y retener el agua, hasta 1.000 veces su propio peso en agua, por lo que en estética se ha convertido en un gran aliado para luchar contra la pérdida de volumen, arrugas y deshidratación.

El ácido hialurónico y la medicina estética

El ácido hialurónico es, en estos momentos, una de las sustancias más utilizadas en medicina estética para resolver determinados problemas estéticos relacionados con la perdida de volumen de la piel. Se utiliza en forma de soluciones viscosas y se comercializa en viales inyectables, que consiguen de forma inmediata rellenar arrugas y aportar tersura y luminosidad.

Actualmente ya no es indispensable recurrir a las inyecciones de ácido hialurónico para disfrutar de sus beneficios, ya que la investigación cosmética ha conseguido formular ésta sustancia de manera que pueda ser absorbida en la piel mediante cremas y sérums.

POWER HYALURONIC: la revolución en hidratación

La línea de POWER HYALURONIC de SKEYNDOR actúa sobre la hidrodinámica natural de la piel. Contiene dos fragmentos de ácido hialurónico, uno de muy bajo peso o tamaño molecular, y el otro de alto peso. Actúan en la 1ª y 2ª reserva de agua en la piel, epidermis y dermis, consiguiendo hidratar en profundidad y proteger a la piel de la pérdida de agua causada por agentes externos.

Además potencia la síntesis de aquaporinas, proteínas que mejoran el transporte y reparto equitativo del agua entre las células, y agua polarizada para aumentar la capacidad de almacenamiento de agua en la piel.

La línea POWER HYALURONIC de SKEYNDOR está compuesta de un pack de tratamiento profesional de 6 sesiones. Para utilizar en domicilio dispone de un producto ultrahidratante, la crema / emuslión hidratante intensiva con dos texturas, una para pieles secas y otra para pieles mixtas con tendencia a la grasa. También dispone de una mascarilla de hidratación profunda que es recomendable aplicar de una a dos veces por semana. Interesa destacar el producto booster en formato gotero, producto que potencia la acción intensiva hidratante, y que se adapta como un guante a todo tipo de pieles. Los resultados son visibles desde las primeras aplicaciones, con una atenuación de las pequeñas arrugas, la piel más luminosa y tersa.

Sobre el autor

Jordi Fonollosa
Responsable Técnico de Skeyndor
Especialista en el desarrollo de productos cosméticos.

Fuente: Skeyndor